Dios Amado, lléname de tu Presencia Divina

Aquí estoy mi Dios,

Suspiro, respiro…suspiro y respiro de nuevo…

Me dejo caer en tus brazos, me dejo sostener por Tu Presencia, mi cuerpo y mi alma se abrazan a tu conciencia, no hacen falta palabras, solo busco tu calor, tu descanso, tu paz, tu perdón, tu calma, tu regazo… tu Amor.

Vengo buscándote, volver a perderme en tu asombro, en tu maravilla, en tu abundancia, en la energía de vida que Tú me das, única e inconmensurable.

Quiero que vuelvas a saciar mi sed, a calmar mis miedos y que tus palabras sanadoras se hagan realidad en mí.

Detengo el tiempo viajando por todo lo vivido, atravesando con mis alas de ensueño cada momento del pasado y parando el vuelo en mi presente, porque ahora siento de nuevo que he de saltar. Voltear las horas de este reloj para impedir que el tiempo pase absurdo y sin sentido, deseando enloquecer al sentirte en mi vibrar.

Toca las cuerdas de mi alma, que seas Tu el que crees en mí la más hermosa de las vidas, que sean tus dedos los que acaricien mi ser y me lleves lejos, muy lejos de esta noche.

Llévame contigo donde quiera que vaya, donde quiera que esté, llévame donde el sol me deslumbre y la luna me transforme, donde el cielo se haga amaneceres en mí, donde Tu seas yo, donde yo seas Tu. Que no importe nada, que nada me aleje de Ti, crea un mundo de risas y alegría, donde mis ojos sólo vean tu magia y tu compasivo amor.

Mantén en mi esta frecuencia donde la música suena increíblemente bonita y emocionante y envuelve de ella todo mi universo.

Porque desde ahí se ve todo diferente… y te susurro al oído que no dejes de amarme, no me sueltes ni un segundo…que el reloj comienza a contar para atrás… y solo Tú le das la vida, solo Tu le das sentido a sus horas… como el impulso del corazón que me trajo hasta hoy, cada segundo suena ya marcha atrás pero con dirección presente y futura, sabiendo que todos los segundos que vienen me llevarán a Ti, sabiendo que todo lo que llegue me llenará de Ti, sabiendo que voy de tu mano y que lo que nos queda juntos es infinitamente sonreír.

Dios a sus hijos:

“Sabes que es bailar? Bailar es soltar las amarras que atan tus alas, es abrir tus alas y sacudirlas, prepararlas para volar, expandirlas todo lo que puedas y dejar que tu música interior te empuje irresistiblemente a mi mundo.

Baila la vida con los brazos abiertos, baila la vida con la autenticidad de tu alma, de quien eres, baila con la sonrisa puesta y los ojos cerrados…baila y no dejes de moverte, respírame en el aire como si fuera el último aliento, vive la vida a pleno pulmón, libérate de aquello que te impide expresar tu danza… YO estoy ahí, haciendo que me sientas dentro de ti con cada vibración, en cada visión, en cada molécula, en cada célula, en cada átomo… vibrando por dentro y fuera de ti y haciéndote sentir sublime.

Baila, baila, baila…no dejes de bailar.

Natividad Medina de Jesús

Decretos al bendito Fuego Violeta

 

Oración de perdón


Suscribirse al canal de YouTube 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Únete a nuestra comunidad:

Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Desactiva tu bloqueador de anuncios y recarga la página. Gracias :)
Suscribirse al canal de YouTube

Send this to a friend